Equipo Jurídico Pueblos

Equipo Jurídico Pueblos

domingo, 1 de mayo de 2016

Detenidos de La Dorada en huelga por falta de atención en salud

Detenidos del establecimiento penitenciario y carcelario de alta seguridad de La Dorada en huelga

La jornada de protesta como en no recibir ni consumir ninguna clase de alimentos en razón a la violacion sistemática del derecho a la salud que afecta de manera severa la vida e integridad personal.

Indican los detenidos que desde hace un mes no reciben atención médica, siendo ello el reflejo de una crisis general en materia de salud de la población reclusa.

La huelga de los detenidos de los patios 5 y 6 de la cárcel Doña Juana en la Dorada, se suma a la iniciada por internos de Giron Santander hace unos días.

Hacemos un llamado urgente a dar solución definitiva a esta grave problemática que cada día cobra vidas humanas.

Mayo 1 de 2016.

Movimiento Nacional Carcelario.


viernes, 29 de abril de 2016

TRES DÍAS SIN AGUA EN LA TRAMACÚA

Sin tener certeza alguna de las razones del desabastecimiento, la población privada de la libertad en este centro de reclusión, lleva tres días sin servicio de agua.

Las implicaciones para salud y salubridad del establecimiento, son nefastas. Los sanitarios se encuentran literalmente rebosantes de materia fecal, los detenidos no cuentan ahora con líquido suficiente para su aseo personal, menos aún para el lavado de utensilios de cocina y ropa.

Las condiciones de reclusión se tornan absolutamente inhumanas y degradantes.

Por si fuera poco, los logros ganados en la lucha, sobre régimen de visitas y reglamento, aún no se implementan.

Las personas privadas de la libertad en el establecimiento penitenciario y carcelario de Valledupar, requieren de la solidaridad e intervención urgente de las organizaciones de familiares, de derechos humanos, además de las autoridades de control, gobierno y penitenciarias, para que se ponga fin inmediato al sistemático y continuado estado de degradación al que se encuentra sometida.
 
29 de abril de 2016

Movimiento Nacional Carcelario

jueves, 28 de abril de 2016

SALUD EN PALOGORDO EN ESTADO TERMINAL: NUEVAMENTE MUERE PRESO POR FALTA DE ATENCION MÉDICA

La atención en salud es cada vez más precaria por no decir grave; pareciera que no tiene cura mientras va cobrando vidas en la población privada de la libertad. Poco o nada le importa al Estado colombiano,  tampoco a los organismos de control conocedores de la problemática; ¿cuantos de nosotros: presos políticos, sociales deben morir en las mazmorras del régimen? para que la dignidad humana, según ellos, no sea violada y tema de preocupación por parte del Gobierno Nacional.

El 22 de marzo de 2016 falleció el preso político Luis Alberto Jaimes producto de un larga y penosa enfermedad que venía padeciendo hace más de cuatro años. El cáncer del cual venía siendo tratada con un tratamiento médico que solo trajo el deceso tortuoso y penoso porque nunca su atención estuvo a la altura profesional. Es claro que no estamos protegidos por la Carta Magna.

Como si fuera poco,  desde el 17 de noviembre del 2015 los servicios médicos en la Cárcel de Palogordo están suspendidos. Desde esa fecha no ha habido ningún tipo de atención del nivel uno y dos; mucho menos del tres. No suministran ningún tipo de medicamentos; no hay médicos, enfermeras, odontólogos; y lo profesionales de la salud que quedaban han renunciado porque les adeuda hasta cinco meses de sueldo.

Los equipos médicos son obsoletos; el de odontología y reanimación cardiaca casi no sirven;  no existe atención adecuada a los enfermos terminales; y a personas que padecen graves enfermedades como la diabetes, riesgos cardiovasculares, tuberculosis (TBC), Sida las medicinas que llegan es porque han sido donada por organismos de solidaridad y la Cruz Roja Internacional.

No existe convenio con EPS  de salud para que atienda la grave crisis. La fiduciaria encargada la Uspec como si fuera poco hace algunos días manifestó que había millones de pesos contratados con Caprecom en subcontratos a nivel nacional que estaban extraviados. A la opinión pública se le da a conocer muy poco sobre la realidad concreta de la situación tortuosa y precaria de la situación de salud y la atención de los presos; ya no tenemos opciones, por eso acudimos a las vías de hechos para que nos escuchen y pueda haber una solución.

Solicitamos el acompañamiento la opinión nacional,  a las organizaciones sociales, a los familiares, ex detenidos, amigos para dar a conocer la realidad que estamos padeciendo en la cárcel de alta y mediana seguridad de Palogordo. Con tristeza debemos continuar informando que el 23 del presente año falleció en Hospital Universitario de Santander el joven LUIS ALEJANDRO BECERRA DURAN de 22 años de edad, interno del pario 10 A; a raíz de la desatención y falta de medicamentos de la cual venimos necesitando ya que no se han venido suministrando dicho medicamento como el de la tuberculosis por la cual falleció el interno antes mencionado así tendremos que ver seguir falleciendo nuestros compañeros de prisión

Exigimos a los organismos de control como Procuraduría y Defensoría actuar de manera inmediata; al mismo tiempo solicitamos al Estado colombiano cumplir las obligaciones internacionales relacionada con el tratamiento a la población privada de la libertad. 

27 de abril de 2016 

PRESOS POLÍTICOS Y SOCIALES DE PALOGORDO

MOVIMIENTO NACIONAL CARCELARIO

miércoles, 27 de abril de 2016

DOS GRAVES ATAQUES FÍSICOS CONTRA POBLACIÓN RECLUSA DE SANTANDER

En los últimos días se han reportados dos casos de ataques físicos en contra de la población reclusa en Santander, uno de ellos contra una presa política y otro contra un grupo de internos. El primer caso se dio en los calabozos del Palacio de Justicia de Bucaramanga y sucedió el jueves 14 de abril en el calabozo ubicado en el sótano.  Allí estaba un grupo de nueve internos esperando sus respectivas audiencias, uno de ellos se quejaba por una emergencia odontológica y pedía algún tipo de atención, esto lo hacía sin agresividad contra nadie y en medio de evidentes dolores. Sin embargo, la respuesta de Instituto Nacional Penitenciario y Carcelario  - INPEC- fue agresiva, desproporcionada, ilegal y muy probablemente criminal; tal y como a continuación se expone.

Al momento de las quejas del interno, el guardia JERRY RUEDA respondió atacando con un gas lacrimógeno en contra de todo el grupo, valga decir que el calabozo del Palacio es pequeño en extremo y ello maximizó los efectos del gas, cuyo uso se encuentra restringido a situaciones de peligro que requieran una intervención para controlar desórdenes, lo cual no se presentaba en ese momento. Organizaciones nacionales e internacionales de derechos humanos han catalogado que el uso de estos elementos en espacios cerrados y con poca ventilación, como lo son sin duda los calabozos del Palacio de Justicia de Bucaramanga, pueden constituir actos de tortura.

El segundo caso se dio el lunes 18 de abril en la Cárcel de Mujeres el Buen Pastor de Bucaramanga, conocida como cárcel de Chimitá, donde una presa política fue agredida por una social que le atacó ferozmente.  La agresión sufrida fue muy grave puesto que se realizó con una cuchilla infectada con la misma sangre de la agresora y que se hallaba en manos de ella por evidente negligencia de la guardia del INPEC.

La víctima de la agresión fue Fanny Castellanos, quien presentó una denuncia formal donde se describe toda la situación con detalle y se expone que ese tipo de ataques son una constante en esa cárcel de mujeres.  En su denuncia dice que esa situación se le ha comunicado en repetidas ocasiones a la administración del penal, que hace oídos sordos, al tiempo que desconoce sus deberes legales y constitucionales relativos a la protección de la vida e integridad de las reclusas.

Estas dos agresiones son únicamente los últimos episodios de una ola de ataques criminales que viene sufriendo la población carcelaria de toda Colombia, motivo por el cual se solicita la solidaridad del pueblo colombiano, de las organizaciones populares y defensoras de los derechos humanos, de las organizaciones feministas y de cualquier persona o entidad que se indigne frente a los abusos y torturas que diariamente se producen en las cárceles del país.  También se solicita a las autoridades competentes que tomen cartas en el asunto y paren de una buena vez el estado de cosas inconstitucional que reina en el sistema penitenciario.


martes, 26 de abril de 2016

DESOBEDIENCIA CIVIL POR FALTA DE ATENCIÓN EN SALUD EN CÁRCEL DE SANTANDER

Comunicado a la opinión publica 

Los presos de los pabellones 4, 6, 7 de la penitenciaria de Palogordo, en Girón, Santander; damos inicio a una desobediencia pacífica a las cero horas del día 25 de abril del presente año. Esta es de carácter indefinido y consiste en cese de actividades laborales, en hacer la formación para las contadas sentados y sin camisa, en salir únicamente a remisiones de salud y en recibir los alimentos sin que estos sean manipulados por los mismos internos. Esta manifestación está consagrada como derecho en el artículo 37 de la Constitución que dice “toda parte del pueblo puede reunirse y manifestarse pública y pacíficamente”.  Esta decisión  tomada por nosotros es la reacción lógica al estar privados del servicio médico desde hace más de cinco meses, lo cual ha generado esta situación una crisis  humanitaria que ya no soportamos.

Ha de aclararse que ya acudimos a la Defensoría del Pueblo, a la Procuraduría Regional y a la administración del establecimiento sin que se nos dé una solución concreta. A la fecha no se les suministra a los internos con diagnósticos de VIH SIDA, los retrovirales; son más de 12 compañeros del establecimiento con esta patología, tampoco se les suministra medicamentos a los hipertensos con riesgos vasculares, diabéticos, etc. No hay en el establecimiento material de insumo médico indispensables para el servicio. De los cinco médicos que deberían estar laborando en el establecimiento solo quedan dos que no están laborando por falta de sueldo, no les han pagado. Hay enfermeros pero no pueden trabajar por falta de insumos o medicamentos, tampoco les han cancelado el sueldo, como lo manifiesta la misma administración en escrito del 21 de abril del presente año dirigido al señor Cesar Pabón Santamaría procurador coordinador de derechos humanos de Bucaramanga.    

Acudimos a esta desobediencia como acción de hecho y única salida a la negligencia del Estado; pedimos la presencia del señor director general del INPEC, del señor ministro de salud o su delegado, del señor defensor nacional del pueblo, de los señores jueces de penas y medidas de seguridad de Bucaramanga y de la comisión de derechos humanos del Congreso de la República; entes que deben vigilar y dar solución a esta situación que estamos atravesando, también pedimos muy respetuosamente a la ONG Equipo Jurídico Pueblos que nos brinde acompañamiento y a través de ustedes se dé a conocer por los medios alternativos y redes la difícil y precarias condiciones por la que atravesamos los presos de este establecimiento de Palogordo. 

Firmamos los representantes de derechos humanos de los patios 7, 6 y 4.

Prisión de Palogordo 25 de abril 2016


viernes, 22 de abril de 2016

CASTIGO COLECTIVO A DETENIDOS DE LA CÁRCEL PICOTA.

Castigo colectivo a detenidos del patio 4 Torre B Eron Picota.

El día de hoy a raíz de una riña presentada entre algunos reclusos, la guardia dispuso un castigo contra todos los internos del patio, que consiste en mantenerlos encerrados, sin que hasta el momento se les haya hecho entrega de alimentos.

Los castigos colectivos se encuentran prohibidos en la ley y las reglas mínimas y principios básicos de tratamiento a las personas privadas de la libertad.

Esta es la segunda vez en menos de un mes, que internos de este patio sufren una medida similar por razones similares.

Hacemos un llamado a los órganos de control y a las autoridades penitenciarias a que intervengan de manera eficaz para que  este tipo de prácticas violatorias de los derechos humanos no se repitan.

Movimiento Nacional Carcelario


martes, 19 de abril de 2016

COMUNICADO DEL COMITÉ PARA LA DEFENSA DEL AGUA Y EL PÁRAMO DE SANTURBÁN

EL COMITÉ PARA LA DEFENSA DEL AGUA Y DEL PÁRAMO DE SANTURBÁN

Ante las declaraciones de la empresa ECO ORO con el apoyo de algunos áulicos de la Gran Minería en páramos, se permite: 

RECHAZAR:

1. Las amenazas de la multinacional minera ECO ORO, de demandar al Estado Colombiano, por la promulgación de la Sentencia C-035/16, con la cual la Corte Constitucional reafirmó la protección de los páramos y ecosistemas esenciales, que proveen agua para más del 70% de la población colombiana.

2. La ECO ORO, solo tiene un permiso para explorar, y el mismo no es condición para que les aprueben la Licencia. La licencia ambiental para explotar a CIELO ABIERTO le fue negada en el 2011.  Además en el tema ambiental no hay derechos adquiridos.

3. Respaldamos al señor Alcalde de Bucaramanga RODOLFO HERNANDEZ en su propósito de no permitir la minería en el Paramo de Santurban y defender el Agua. Igualmente dejamos claro ante la opinión pública el compromiso de defender la pequeña minería artesanal en los municipios de Vetas y California, haciendo reconversión tecnológica, siempre y cuando se ajuste a los protocolos de buen manejo.

4.  Exigimos, la salida inmediata de las multinacionales mineras del  Paramo Santurbán y evitar la contaminación del recurso hídrico que provee este ecosistema para más de 2.000.000 de habitantes de los dos Santanderes.

5. La Constitución Política fija las funciones y competencias del Procurador General de la Nación, no se entiende como el Procurador Alejandro Ordoñez, que ha vivido en Bucaramanga, tomando agua de Santurbán, maneje un discurso de apoyo a la  pequeña minería, sin tocar la feria de títulos otorgados a las multinacionales en Santurbán.

6. Convocar a los habitantes del Área Metropolitana de Bucaramanga a brindar IRRESTRICTO apoyo a la Honorable Corte Constitucional, por su valiente actitud de proteger los páramos mediante la sentencia arriba aludida (Sentencia C- 035/16)  para asegurar el agua a las presentes y futuras generaciones de colombianos.

AGUA SÍ... ORO NO…

Bucaramanga, Abril 18 de 2016